sábado, 31 de mayo de 2008

¿Damos la cara o seguimos escondidos?

Seguimos esperando a que terminen lo empezado, sin duda el mal endémico de nuestros dirigentes... ¿empieza usted las cosas y no las acaba tirando por tierra las ilusiones de un montón de gente? pues ya sabe, en la Casa Grande, en el consistorio, en el ayuntantamio de Sevilla tiene su sitio. Si no le viene bien el del gobierno le damos el de la oposición. Tanto monta, monta tanto. ¿O escucharon hablar a algun concejal del Partido Popular sobre el derribo de La Ranilla antes, durante o después de la campaña? ¿No dicen que van a todos los barrios? Por aquí no han pasado. ¿En Izquierda Unida guardan silencio para que no se remuevan esos papeles que firmaron en los que se erigían como luchadores contra la construcción de pisos en los terrenos de la prisión provincial? ¿Sobre el PSOE que decir que no sepamos? Por la delegación del distrito no preguntéis que andan más perdidos que Marco en el día de la Madre, y sólo nos queda Urbanismo, que andan buscando bajo tierra el dinero que ya estaba presupuestado y señalado para el parque... ¿y las fechas que se firmaron? Después no quieren que pensemos mal pero es que esto huele a aguantar hasta que se acerquen otras elecciones y entonces poner los carteles de comienzo de obra, tirar lo que queda, remover la tierra, en fin, lo que ya tendría que estar hecho.

Aún recuerdo como se propuso que mientras llegaba el ansiado parque, mientras llegaba la zona verde tan necesaria, pusieran un miniparque (zona de juegos para los peques, con su tobogán o resbalaera, sus columpios, su castillito para subir y bajar...) en la esquina de Vidal de Noya con Mariano Benlliure, o en los laterales del edificio histórico, y de paso evitábamos asentamientos, pues nada que no, que para qué si lo del parque era inminente ... os hablo de hace años. Pues años que nuestros niños podrían haber estado jugando. El parque se hará, claro, pero parece que será gracias a la diosa Fortuna ... más que a una eficaz gestión o gracias a una simple gestión. No más. Unos se escabullen, otros callan y los de más allá, no están ni se les espera. Monteseirín, Torrijos y Zoido daros una vueltecita... si sabéis donde está, claro.


2 comentarios:

Luz de Gas dijo...

Una obra así es muy molesta.

Yo tuve una hasta la misma puerta de mi casa y es un bajo, durante años, la de la Plaza de José Luis Vila, primero porque encontraron restos arqueológicos y despues porque no dejaba de salir agua.

Es terrible

El callejón de los negros dijo...

Luz llevamos años, y ahora por lo menos la calle Mariano Benlliure está asfaltada. Poco a poco. Demasiado poco a poco.

Espero que no encuentren nada que si no llevaré a mis nietos en lugar de a mis hijos al parque.

Gracias por tu interés. Y para la inauguración, si seguimos en contacto , te busco para que te contrate el Ayuntamiento y montéis un espectáculo "guapo".

Saludos
Antonio